Razones por las que tu empresa necesita un CRM

Un CRM representa algo muy importante y excepcional para una empresa: implica trabajo, salir de la zona de confort; pero una vez superado el escollo inicial, y con la ayuda necesaria, es el inicio de una larga, fructífera y maravillosa relación.

shadow-ornament

 

Aquí os damos razones que lo demuestran.

 

El CRM te ayuda a poder crecer

Al permitirte automatizar tareas y crear alertas, va a hacer posible que la gestión de tu empresa se simplifique, sea más eficiente y que aunque crezca tu negocio (número de trabajadores, número de clientes) puedas gestionar todo esto sin perder control y si tener que dedicar recursos a la gestión del negocio de forma proporcional.

 

CRM es tu memoria

El CRM te va a permitir guardar todos los datos de tus clientes y que has hecho con ellos. De forma que siempre podrás recordar que pasó y actuar en consecuencia cuando sea necesario. El CRM te permite guardar toda la información en un único lugar.

CRM es la base de tu negocio

Da igual por donde empieces a usar el CRM: gestión comercial, gestión comercial, agenda compartida. Al final podrás, en los CRMs que lo permitan como lo es coreBOS, ir añadiendo piezas al sistema llegando incluso a una gestión integral de tu negocio.

 

El CRM te permite ser sistemático en tus seguimientos

En la gestión comercial y en la gestión de expedientes en general, el realizar un seguimiento consistente y sin fisuras es importante para conseguir cerrar ventas y lograr que las cosas se hagan. Con un CRM, podrás recordar cuándo tienes que actuar, cómo y de qué forma. No lo dudes.

 

El CRM te va a ayudar a crear OPORTUNIDADES de venta

¿Cómo? De múltiples formas: viendo que te compran tus clientes, detectando carencias y de forma avanzada, detectando patrones de venta para hacer ofertas cruzadas o complementarias.

El CRM te va a ayudar a ayudar a segmentar

De forma natural, podrás agrupar tus clientes según su perfil y ofrecerles de la forma correcta, la oferta adecuada para ellos. Sin errores, totalmente enfocado en la senda del crecimiento y de las ventas crecientes.

 

CRM automatiza la comunicación

Un buen CRM es un motor que mueve procesos de tu empresa; una de ellos es la comunicación "casual" con tus clientes: mantener el contacto, hacer ruido y estar pendientes de ellos. Con un CRM puedes definir y programar este tipo de acciones comunicativas: felicitar cumpleaños, programa campañas o actuar cuando por ejemplo ves que hace tiempo que un cliente no te compra. Además con la segmentación correcta, acertarás de pleno.

 

Un CRM puede ser inteligente

Conectando el CRM con funciones avanzadas de Inteligencia Artificial, podrá sugerirle al cliente nuevos productos que puedan ser de su interés en función de lo que han hecho otros clientes del mismo tipo que aquel, por ejemplo.

 

El CRM te da VISIÓN

Un CRM bien engrasado y que recoge información, es una forma de centralizar todos los procesos y por tanto, la información de tu negocio y de sus interacciones con el exterior. Así podrás tener fácilmente un CUADRO DE MANDO y verás de un vistazo que está pasando en tu empresa. Al momento y sin esperas; actualizado.

 

Un CRM ordena tu empresa

Un CRM es el primer paso para organizar tu negocio, para pasar al modelo de gestión basado en procesos y datos. Si te enfocas en que todos los aspectos de tu negocio, pasen por el sistema vas a conseguir: orden, precisión y homogeneidad en tus procesos; lo cual siempre es bueno.

El CRM se integra con otros sistemas

Un CRM con un sistema de conexión (Webservices) te va a permitir "hablar" con otros sistemas informáticos, de forma que podrás ampliar la potencia y control de tu negocio de forma consistente, escalable y flexible.

shadow-ornament

Existen multitud de buenos CRM. Uno de ellos es coreBOS: de código abierto, de calidad, potente y que va evolucionando muy rápido. Aquí tienes más información sobre coreBOS.

Comentarios en Facebook